Los senior vencieron pero se dejaron llevar

El conjunto de Álvaro Linares venció por 30-48 al colista de la competición, el CD Unión Zaratán, en un encuentro en el que los nuestros redujeron el ritmo de competición de otros partidos y no consiguieron el objetivo propuesto por el técnico vallisoletano. A pesar de ello, dos puntos más para los senior que continúan invictos en la liga provincial.

Aún con la comida en la boca –el partido se jugó el sábado a las cuatro de la tarde-, nuestro equipo senior masculino se desplazó hasta Zaratán para enfrentarse al colista de la liga provincial, el CD Unión Zaratán, con la clara intención de encajar el menor número de goles y afianzar su juego en ataque.

Este era el objetivo planteado por nuestro entrenador Álvaro Linares, sin embargo durante el partido sucedió lo contrario. El encuentro comenzó igualado. Sin estar centrados en defensa, nuestros senior dejaron mover el balón al rival y permitieron el lanzamiento de sus laterales. Así, a pesar de realizar una fase de la primera mitad en la que las recuperaciones y los posteriores contraataques provocaron la brecha en el electrónico, los provinciales se dejaron llevar por el ritmo de juego local y se marcharon a vestuarios con un corto 16-20.

La exigencia que pretendía imponer Álvaro Linares durante todo el partido tardó en llegar, y cuando llegó en la segunda mitad lo hizo a rachas. Los minutos de intensidad en defensa y los posteriores contraataques se sucedían con bajadas de ritmo y goles fáciles de los de Zaratán. Al final, victoria de los senior por 30-48 que les permite seguir líderes de la liga provincial, aunque en esta ocasión sin cumplir el objetivo de encajar pocos goles.

Doble derrota de los juveniles y cadetes

Por su parte, la base masculina del club no tuvo buenos resultados este fin de semana. Los juveniles encararon un partido importante en casa del San Agustín. Tras un mal inicio y con un mal juego durante todo el encuentro, los nuestros no supieron frenar el ímpetu de un conjunto que se hizo fuerte gracias a su buen uno contra uno. Después de un final igualado, los locales se llevaron la victoria por la mínima (19-18).

Mientras tanto, los cadetes perdían también ante uno de los favoritos a ganar la liga, el Atlético Valladolid, que se mostró superior en todas las fases del encuentro (37-20). A pesar de ello, los chicos de Dani Lorasque hicieron un gran partido en Huerta del Rey, demostrando que se le puede hacer daño a cualquiera si se hacen las cosas bien.